Automotor.com.mx

Las bellezas de El salón del automóvil

Mujeres y autos parecen una combinación adictiva para los hombres, los publicistas conscientes de esta mágica sincronía, no dudan un minuto en unir a la imagen de un auto, la belleza de una mujer, y el Salón del Automóvil de Santiago es la prueba tangible de aquello.
 

 
No sé si son las curvas de los autos o las de las anfitrionas de las marcas las que causan mayor asombro entre la parcialidad masculina. Si bien la invitación es a conocer las novedades de la industria, un atractivo tan potente como aquel, deja en evidencia la “duda existencial” que consume a muchos de nosotros, poder observar cara a cara a esas mujeres que en la vida diaria sólo podemos mirar en una revista de papel couché o en las pantallas de la televisión, provoca absoluta confusión en este amante de los autos y de la belleza femenina.

 

Cada marca se esmera por acompañar sus estrenos con las mujeres que mejor representen sus necesidades de comunicación con el cliente, trajes ajustados a medida, minifaldas, uno que otro vestido largo, ponen la cuota de glamour que transforman a estos eventos en imperdibles.
Si bien el salón es chileno, el acento que predomina entre las modelos es el argentino, y no es porque en Chile no existan mujeres bellas, el salón es prueba de aquello, sino que el predominio de las argentinas tendría relación con su personalidad, con la disposición que tienen para con los visitantes y las múltiples solicitudes para fotografiarse junto a ellas, puedo dar fe de ello, jamás escuché a alguna trasandina rechazar una solicitud para posar ante las cámaras, si hubo negativa de parte de algunas de nuestras compatriotas.
Pero no sólo las marcas de autos aportan con la belleza femenina, empresas asociadas a la muestra, como fabricantes de neumáticos, combustibles, accesorios para vehículos entre otras, se transformaron, para muchos de los varones, en el reservorio de la belleza más embriagante de la muestra. Envueltas en ajustadísimos trajes de cuero, dejaban absortos hasta el más empecinado visitante que había apostado a ver sólo autos en esta ocasión, las muestras de admiración de la tribuna masculina se multiplican, al igual que los visitantes después de la hora de almuerzo.
Algunas feministas recalcitrantes o bien, algunos representantes del conservadurismo más rancio, podrán enarbolar las banderas de la manoseada frase “mujer objeto”, una crítica que en pleno siglo XXI suena absolutamente trasnochada, hoy la mujer ha sabido ganarse un legítimo espacio en nuestra sociedad, así que de haber algún tipo de condición humana homologable a un objeto, seríamos todos los hombres que embobados por algunos segundos, sucumbimos ante una sonrisa o la estilizada figura de la anfitriona de un stand.

 

La invitación sigue abierta para todos y para todas, aunque especialmente para mis compañeros de género, una oportunidad que sólo se repite cada dos años, así que aún están a tiempo de ser parte de esta muestra y no sólo un testigo de oídas del mayor evento tuerca de nuestro país.

URL Corto: http://www.automotor.com.mx/blog/?p=522

Publicado por on Nov 1 2010 Filed under Auto Shows, Santiago. Puedes seguir cualquier respuesta a esta entrada a través de RSS 2.0. Puedes dejar una respuesta o trackback a esta entrada

Dejar Comentario

Galeria de Imagenes

Acceder